jueves, 11 de noviembre de 2010

La gran innovación que presentan los tratamientos no abrasivos como la radiofrecuencia, es que respetan la epidermis, con un mínimo enrojecimiento de la piel sin dañar su capa externa.

La radiofrecuencia es un método avanzado para mejorar la laxitud de la piel, sin incisiones ni periodo de recuperación. Sirve para el tratamiento del envejecimiento facial y corporal y para mejorar la celulitis.
Este tratamiento es ideal para aquellas personas que presentan una ligera flacidez en la piel de la cara y cuello, región periocular y perilabial, pero que aún no necesitan cirugía. La radiofrecuencia también se aplica en el tratamiento de la flacidez que se presenta en otras localizaciones, como pueden ser la parte interna de los brazos y muslos, abdomen y nalgas.


El tratamiento de radiofrecuencia consigue rejuvenecer la piel a través de la acción del calor. Esta sensación es producida por la energía que la radiofrecuencia ejerce sobre el colágeno de las capas más profundas de la piel.TRATAMIENTOS Y BENEFICIOS DE LA RADIOFRECUENCIA
La radiofrecuencia tripolar es la última tecnología que nos ofrece un rejuvenecimiento cutáneo que si se maneja en conjunto con otros tratamientos dermatológicos se optimizan los resultados dependiendo de cada caso.La radio frecuencia es la aplicación de ondas electromagnéticas sobre la superficie corporal, ésta técnica tiene muchos efectos benéficos, aún más que las terapias con rayos láser.
•Mejora la circulación sanguínea local (vasodilatación e hipertermia) y drenaje de los depósitos grasos al sistema linfático.
Conseguir una reafirmación permanente de los senos ya no es un problema con la radiofrecuencia.
Celulitis

La radiofrecuencia consigue eficacia anticelulítica tanto si se aplica en zonas localizadas como si el tratamiento es más general.

El número de sesiones de radiofrecuencia dependerá de la zona a tratar, notándose los resultados ya en las primeras sesiones.


Como resultado inmediato, las fibras de colágeno responden ante la emisión de calor con una contracción y se tensan. Esto favorece la recuperación propia del tejido de sostén de la piel. A largo plazo, el efecto térmico aumenta el metabolismo de los fibroblastos provocando la generación de nuevo colágeno. Resultado: una mejoría en el tensado de la piel (efecto lifting) y una marcada redefinición por la producción de nuevo colágeno.

El efecto térmico aumenta el metabolismo de los adipocitos provocando su disminución y facilitando su dilución. Resultado: una mejora del contorno corporal y la silueta.
La radiofrecuencia puede combinarse con otras técnicas como luz pulsada intensa (IPL), peelings químicos, rellenos, toxina botulínica, etc. Deben ser realizados en diferentes tiempos y con una secuencia programada para conseguir un rejuvenecimiento facial integral.

Este procedimiento puede realizarse en varias partes del cuerpo, como cara, cuello, brazos, abdomen y muslos.


Una vez eliminada la zona de acumulación de grasa, la piel probablemente presentará un aspecto fláccido y descolgado. Con la radiofrecuencia, la piel se “recoge” y se contrae gracias a un efecto llamado colagenogénesis, que elimina la flacidez y termina de erradicar la grasa corporal sobrante.
La Radiofrecuencia es utilizada en el tratamiento de:
Tratamientos faciales

◦Flacidez
◦Bolsas y ojeras
◦Antiaging
◦Líneas de expresión
◦Papada
Tratamientos corporales

◦Anticelulítico
◦Adiposidad localizada
◦Efecto reafirmante
◦Senos
◦Piernas cansadas
◦Glúteos
◦Estrías
◦Flacidez en brazos
Otras aplicaciones

◦Tratamientos pre y postquirúrgicos
◦Post-parto
◦Híper e hipopigmentación
◦Drenaje linfático

Este sistema es muy seguro y eficaz, puesto que el calor generado no afecta al organismo al ser muy superficial.

Francisca Muñoz B
Relaciones Públicas
Dr. Humberto Gacitúa G.
Cirujano Plástico
franciscamunozb@gmail.com
http://www.medicinaplasticayestetica.blogspot.com/
(06) 8167616
(09) 4483442

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada